Pastelitos de Corazón con Glaseado de Agua de Rosas {Feliz día de San Valentín}

febrero 13, 2018



Hace unos meses visité a Sur La Table, y hice la compra más grande que he hecho en esa tienda. No es que haya pagado cientos de dólares, claro que no. Pero siempre que iba a Sur La Table era para comprar una o dos cosas, máximo. Y bueno, también aquella vez que no fui a comprar, si no a mi increíble y maravillosa "Clase de Macarons".

Esta vez tenía algunos dólaritos que serían destinados para gastar sólo en Sur La Table. Compré un set de cortadores que por un lado son redondos y por otro lado tienen un diseño muy lindo. Por fin tengo esos cortadores redondos, cuantas veces no me escucharon decir que utilizaba tapaderas y vasos. Ya no más.

Compré un molde de donas que ya he utilizado en las "Donas Horneadas de Chocolate con Peppermint". También, sal Maldon que ya fue utilizada en esta tarta que les compartí en instagram. Un molde para hacer brioche à tête que ya le había echado ojitos hace tiempo, y lo estrené un par de semanas atrás (esperen la receta).
Quería comprar todos los extractos que tenían, pero sólo compré dos; extracto de peppermint que ya utilicé en las donas horneadas y el "Chocolate Peppermint Layer Cake", y un agua de rosas, que he utilizado en el glaseado de estos lindos pastelitos que les traigo en esta ocasión. Creo que se me ha pasado algo más, pero en estos momentos no recuerdo con que otra cosa salí de la tienda.



Saben que a mí me encanta la comida con forma de corazón (esto es la prueba de elloy el Día de San Valentín es de los mejores momentos para hacerlo. 
Cualquier momento es bueno para hacer postres lindos y con corazoncitos, pero cuando hay una fecha especial destinado a ello es cuando más aprovechamos (o aprovecho). Tienen que ver la tarta Sacher con la que sorprendí a mi esposo el año pasado.

Al tener un blog muy seguido me adelanto con las celebraciones. En casa desde enero estamos en modo romántico/amistoso.
Mi hijo justo el jueves me ha dicho que vuelva a hacer la receta de las "Galletas de Corazón con Chocolate", y me ha preguntado que si ya se me ha olvidado la receta. Porque ya van varias veces que me ha dicho que quiere esas galletas de nuevo, y no ha visto que yo me ponga a ello. Me causo tanta risa.

Me he inspirado en una receta de Donna Hay (son de mis favoritas), sin embargo la masa del pastel de vainilla la he hecho yo. A mí me costo tanto trabajo dar con una buena receta de pastel de vainilla que desde que lo logré, no la he cambiado. Algún día intentaré con recetas nuevas, pero por el momento, no gracias.
 Lo siento Donna, no dudo que tu receta sea muy buena. La próxima vez la haré.




Pastelitos de Corazón con Glaseado de Agua de Rosas


Ingredientes.
8 a 9 pastelitos aproximadamente.

Para el Pastel de Vainilla:
  • 142 g mantequilla sin sal, a temperatura ambiente y con textura pomada* + para molde
  • 3/4 taza (150 g) azúcar granulada blanca
  • 3 huevos, a temperatura ambiente
  • 1 cdita. extracto de vainilla
  • 1 1/8 taza (169 g) harina, todo uso + para molde
  • 2 1/2 cditas. polvo para hornear
  • 1/8 cdita. sal de mar fina
  • 1/2 taza (120 ml) leche entera, a temperatura ambiente

Para el Glaseado de Agua de Rosas:
  • 2 tazas (240 g) azúcar glass
  • 1/4 cdita. agua de rosas (utilicé este de Nielsen Massey)**
  • 1/4 taza (60 ml) agua hirviendo    
      para finalizar
  • pétalos de rosa de Castilla***


Procedimiento.

Para el Pastel de Vainilla:
Precalentamos el horno a 350 ºF (180 ºC). Preparamos un molde de 25 cm de diámetro; engrasamos con mantequilla, enharinamos y ponemos un círculo de papel encerado al fondo, quitamos muy bien el exceso de harina dando golpecitos al molde. Dejamos de lado.

Cernimos nuestra harina con el polvo de hornear y sal.
Procesamos o licuamos el azúcar por 60 segundos, deberá tener la consistencia parecida al azúcar glass. -Este es uno de los pasos que hará nuestro pastel suave y esponjoso-.

Batimos la mantequilla con el azúcar a velocidad media-alta por 3 a 5 minutos (si es KA. usar aditamento de pala), debe estar pálida y esponjosa.
Bajamos un poco la velocidad, agregamos los huevos uno a uno, y seguimos con el extracto de vainilla. Limpiamos las paredes del bowl de ser necesario. Bajamos la velocidad a mínimo, y agregamos un tercio de la harina intercalando con la mitad de la leche y seguimos hasta terminar con la harina.
Pasamos la mezcla al molde y emparejamos con una espátula.

Llevamos a hornear por 25 a 35 minutos. Debe estar dorado en las orillas y ligeramente dorado al centro, y al insertar un palillo deberá salir limpio. No sobre-hornear para que no quede seco.

Dejamos 10 minutos en el molde. Después retiramos del molde, quitamos el papel encerado y dejamos enfriar por completo sobre una rejilla.

Usamos un cortador de corazón grande (7.5 cm altura aprox.) y cortamos de 8 a 9 corazones.


Para el Glaseado de Agua de Rosas:
En un bowl mediano mezclamos con una cuchara el azúcar glass, agua de rosas y agua hirviendo.


Para el Armado:
Ponemos los corazones sobre una rejilla y glaseamos. Decoramos con los pétalos y dejamos que el glaseado se endurezca un poco a temperatura ambiente.
También se pueden llevar a refrigerar para agilizar este proceso.






Notas.
*Es muy importante que la mantequilla esté suave para que el pastel quede esponjoso.

-Si no cuentan con agua de rosas, pueden utilizar extracto de vainilla y decorar por encima con lo que gusten y tengan a la mano.

-1/4 cdita. de agua de rosas es más que suficiente para darle sabor al glaseado y a los pastelitos. Tengan cuidado al agregarlo, más de eso sería demasiado.

-En el caso de que no estén celebrando San Valentín, pueden hacer la forma que gusten o incluso dejar el pastel sin cortar figuras.

-Asegúrense que los pétalos de rosa sean comestibles, orgánicas y libres de pesticidas. La primera vez que yo los compré fue en una tiendita orgánica en uno de los viñedos del Valle de Guadalupe, y la segunda vez en un supermercado en el pasillo de hierbas para té. También las pueden encontrar online y en algunas tiendas de decoración para pasteles. Una buena manera de saber si las rosas son comestibles, es haberlas encontrando en un área de comestibles.





Fuente: Inspiración y glaseado de Donna Hay  |  Pastel de vainilla, Bruni´s boulangerie



Los pastelitos absorben parte del glaseado y quedan aún más ricos y húmedos. También ese glaseado que absorben hacen que queden más dulces. Sin embargo, al ser una porción pequeña siento que el dulzor que tienen les va muy bien.
Si prefieren algo menos dulce, les recomiendo hacer el glaseado más espeso y servir al momento para que no se absorba tanto. Otra opción es utilizar crema batida para cubrir los pastelitos, quedarían muy lindos también.

A mí esposo le gustaron muchísimo, y a mí ni se diga. El agua de rosas es un sabor muy especial y delicioso.






¡Que lo disfruten!
Bruni's boulangerie

-también te puede gustar-

2 Comentarios

  1. ¡¡Hola Maribel!! Ahora si que no se me escapan ni una de tus recetas, mi correo me acaba de decir que tenías nueva receta. ¡¡Una receta super romántica, por cierto!! Con ese aire que le has dado tan bonito, con forma de corazón, agua de rosas y esos pétalos de rosas comestibles. ¡¡Puro amor de receta!! Y además, por lo visto en casa triunfaron, pues eso es que es una buena receta, no hay nada como los nuestros para testar recetas.
    Y tu pobre hijo pidiendo de nuevo las galletas, ja, ja, eso me suena, a mi también me piden recetas que he hecho una vez para el blog pero que difícilmente vuelvo a repetir, pobrecillos, siempre les digo, esta la repetiré, de verdad, y no hay manera, esto de tener un blog, es lo que tiene, hay que subir nuevas recetas y no dan para repetir otras.
    Espero que disfrutes de este día. Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, sí. Lo que nosotros queremos es probar postres nuevos, si no para nuestros blogs no saldríamos de los mismo.
      Mil gracias, eres un sol. ¡Bonito fin de semana!

      Eliminar